En los últimos años se han descrito efectos positivos del HMB sobre el aumento de masa muscular y se le han atribuido beneficios en condiciones de enfermedad; específicamente en el área de nutrición clínica se ha estudiado como parte de una suplementación junto con otros nutrientes.

La suplementación con HMB ha sido objeto de estudio desde principios de los años 90 al concluir que en situación de estrés o trauma severo tiene actividad benéfica para la degradación de proteínas.

HMB en el deporte

Las primeras investigaciones realizadas por Nissen y colaboradores donde concluían que la suplementación de 1.5-3g/día de HMB; durante tres semanas, tenía un efecto en la disminución de la degradación de proteínas relacionada al ejercicio intenso, junto con una reducción en los indicadores de daño muscular.

Al comparar la suplementación entre sujetos con o sin entrenamiento se encontró que el grupo con suplementación de HMB tenía mayor porcentaje de masa libre de grasa y una disminución en el de grasa. Cuando se combina con dieta y ejercicio los estudios han demostrado que el HMB; disminuye daño muscular y degradación proteica sin embargo; también se especifica que la intensidad del ejercicio debe ser la adecuada para que la suplementación sea eficaz.

HMB en la salud

En situaciones de enfermedad, estrés y catabolismo como el ayuno, el cuerpo humano utiliza las reservas de proteína y grasa como primera instancia; la mayoría de los estudios acuerdan que la dosis óptima de suplementación con HMB es hasta 3g/d para el mantenimiento de estas reservas, ya que dosis hasta 6g/d no han mostrado efectos en la fuerza y masa muscular.

Los pacientes con enfermedades crónico-degenerativas son susceptibles a la pérdida de masa muscular, aumento del proceso inflamatorio y pueden presentar desequilibrios inmunológicos. Numerosos estudios han demostrado el efecto de la suplementación con HMB junto con otros activos en este tipo de patologías.

Recientemente Deutz y cols. en un estudio aleatorizado; demostraron que la administración temprana (durante las primeras 72hrs de ingreso a hospitalización) con HMB e ingesta proteica controlada disminuye el riesgo de mortalidad y mejora el estado nutricional en los adultos mayores con desnutrición

En general, los datos de estudios en pacientes en Unidades Intensivas son limitados; los estudios muestran mejorías en el balance nitrogenado.

Cuánto HMB se debe consumir

 La dosis y duración de la suplementación con HMB no ha sido establecida, sin embargo; la mayoría de los estudios realizados brindan un aporte de 2-3g/día durante un período desde 2 hasta 8 semanas, sin reportar efectos secundarios.

Gallagher y cols. administraron la suplementación de 6g/d de HMB; durante un mes sin observar cambios adversos en los metabolitos sanguíneos, del riñón o la función hepática.

Hasta 3g de HMB muestran una mejoría en la disminución de la degradación proteica, aumento de la fuerza muscular, mejorías en el sistema inmune y en la cicatrización de las heridas.

No olvides consultar nuestros demás artículos: Fitness & Suplementos

Sitios que te recomendamos:

 

Déjanos un comentario

A %d blogueros les gusta esto: